Iniciar sesión Está usted como invitado

Nacho, nuestra mascota y su historia

 

Nacho, nuestra mascota, no tuvo una infancia feliz. Cuando era un cachorro y apenas cabía en la palma de una mano, fue arrojado por su amo desaprensivo a un camino de tierra de un pueblo gaditano. Otro monstruo llamado humano lo recogió y se lo llevó a su casa para que sus dos perros de presa le utilizaran de carnaza y de "juguete" hasta que aprendieran a fortalecer su instinto asesino (más bien el de su dueño). Cuando se cansaron de morderle y de magullarle, le lanzaron de nuevo al camino de tierra, esta vez moribundo, herido, desolado.

Afortunadamente, antes de que se deshidratara y desangrara, le encontró un familiar de nuestro gerente, el cual le recogió cuidadosamente y le llevó a su casa, donde le curaron, le alimentaron, le mimaron y le dieron la dignidad que no había conocido hasta entonces.

A lo largo de su recuperación y de sus numerosas visitas al veterinario, encontraron una gran astilla metida profundamente en uno de sus oídos, ¡habían intentado rematarle así!, ¡malditos!.

Un día de primavera, nuestro gerente visitó a su familiar y le presentó al nuevo miembro de la familia. Nacho se sentó inmediatamente enfrente de él y no dejó de mirarle fijamente a los ojos, como sólo saben hacer los animales, con la firmeza y la ternura de los perros sufridos, dóciles, fieles.  El seguía siendo capaz de creer, después de todo, en las personas.

Su familiar le contó la terrible historia de Nacho y la feliz recuperación. Durante el tiempo que duró el relato, las miradas, los gestos y la química entre ellos provocó que nuestro gerente saliera de aquella visita con una bolsa llena de pelotas de colores y huesos de peluche, una manta, un comedero, un bebedero y Nacho moviendo el rabo feliz a su lado. Se habían elegido el uno al otro.

Nuestro gerente cumple desde entonces la firme promesa que le hizo sin hablarle, cuando se miraron a los ojos, de hacerle feliz, muy feliz, hasta el final de sus días.

 

Desde hace ya unos años, Nacho acompaña a su amo a la oficina y pasa la jornada laboral con nuestro equipo, él también nos ha elegido a nosotros. Tiene su espacio, sus atenciones y mucho amor. A cambio, nos acompaña en nuestras reuniones, se incorpora a las formaciones internas que le interesan y está convirtiéndose en un auténtico experto de la consultoría.

AME Consultores está cumpliendo también con la firme promesa de nuestro gerente y, como amamos profundamente a los animales, no podemos desaprovechar el espacio de nuestra web para invitarte a que tú también le des amor y dignidad a un pobre animal maltratado o abandonado.

Colabora con algún centro o asociación de protección y acogida, regálate la mejor compañía que puedes tener o echa una mano como voluntario/a.

Nosotros te enlazamos desde aquí con algunos centros situados en las localidades en las que nuestra empresa tiene sede, aunque puedes elegir cualquiera de los innumerables centros repletos de mascotas y de perritos que, como Nacho, están deseando seguir creyendo en las personas.

En Málaga:

http://www.protectoramalaga.org/

http://www.parqueanimal.com/web/

En Cádiz:

http://www.refugiokimba.org/

http://www.siemprecontigoprotectora.org/

En Sevilla:

http://www.asanda.org/

http://elrefugioescuela.com/

Login