Login You are logged-in as guest

La Junta vigilará más de un centenar de páginas web en su campaña de inspección sobre comercio electrónico

Esta medida permitirá comprobar si se respetan los derechos de los consumidores en las ofertas de productos y servicios por Internet.

Andalucía, 25/09/2009

La Dirección General de Consumo de la Consejería de Salud desarrolla desde el pasado mes de agosto su campaña anual sobre comercio electrónico. Esta iniciativa permitirá realizar hasta el próximo mes de noviembre controles sobre un total de 115 páginas web en castellano que ofrecen productos y servicios a consumidores que se encuentran en Andalucía, con independencia de dónde esté ubicado el domicilio social de la empresa ofertante.

Los inspectores de la Junta vigilarán sitios de internet a través de los que pueden adquirirse productos electrónicos de imagen y sonido, libros, alimentos, billetes para transporte ferroviario y marítimo -el transporte aéreo es objeto de una campaña de inspección específica por parte de la Junta-, reservas de hoteles o entradas a espectáculos de ocio. Los servicios que ofrecen bancos y cajas de ahorro a través de la red también serán objeto de revisión durante esta campaña.

Los objetivos son, por un lado, el control legal de las personas físicas o jurídicas que oferten productos y servicios a través de páginas web, así como la obtención de datos suficientes que permitan mejorar la información que recibe el consumidor a través de internet, tanto de los productos ofrecidos como de cuáles son sus derechos y obligaciones.

Durante 2008 se realizaron en Andalucía un total de 88 actuaciones inspectoras dentro de esta campaña, de las que 59 arrojaron algún tipo de irregularidad en el cumplimiento de la normativa que protege al consumidor, lo que supone que el grado de incumplimiento se situó en el 68%. Dentro de las anomalías registradas destaca que en un 61% de los casos no se informa al consumidor del archivo de los contratos, y que el 38% las páginas web contiene cláusulas consideradas abusivas. Además, el 18% de los sitios web no contenía las condiciones generales de contratación.

Inicialmente, la mayoría de estas infracciones podrían ser constitutivas de infracciones leves de la Ley de Defensa y Protección de los Consumidores y Usuarios de Andalucía, por "elaborar, distribuir, suministrar u ofertar bienes o servicios sin cumplir correctamente los deberes de información" y pueden ser sancionadas con multas de entre 200 y 5.000 euros. No obstante, la presencia de cláusulas abusivas en los contratos de los productos ofrecidos por internet constituye una infracción grave cuyas multas pueden alcanzar los 30.000 euros.

Por una cuestión de operatividad, dentro de esta campaña cada uno de los servicios de Consumo de las ocho provincias andaluzas se centrará en un tema específico y se especializará en el control de páginas web de un determinado ámbito. Así, los inspectores de Consumo de Almería vigilarán el sector de los aparatos electrónicos de imagen y sonido, donde se desarrollarán inspecciones en 15 sitios web.

En Cádiz los esfuerzos se concentrarán en supervisar páginas de la red que ofrecen servicios de transporte ferroviario y marítimo, con la inspección de 10 páginas.

Córdoba, donde se revisarán 10 páginas de internet, se ceñirá a bancos y cajas de ahorro, mientras que Granada, con 15 inspecciones, se dedicará a controlar la oferta de libros por comercio electrónico. Los servicios de Consumo de Huelva trabajan, por su parte, en páginas (10) que ofrecen la contratación de software y hardware, y los de Jaén lo hacen en el sector de la alimentación, con 15 inspecciones. En Málaga se harán 20 controles de sitios que ofrecen reserva de alojamientos, como hoteles, casas rurales, apartamentos, etc. Los inspectores de Sevilla revisarán un total de 20 páginas comerciales de internet con ofertas de ocio, como por ejemplo entradas para espectáculos.

Precauciones

En caso de comprar o adquirir algún producto o servicio a través de internet, es conveniente adoptar una serie de precauciones, como por ejemplo elegir sitios seguros, que pueden identificarse de varias formas: cuando en la dirección aparece 'https' en lugar del 'http' habitual. La 's' adicional significa que el sitio es seguro.

Otra manera de identificar una página segura es la aparición en la pantalla de un candado cerrado o llave entera, que son indicaciones de que el sitio utiliza tecnología especial para proteger los números de las tarjetas de crédito, así como la información transmitida.

Igualmente, en las compras por internet es recomendable asegurarse de poder identificar al responsable de la página web o proveedor, a través de su nombre, domicilio y NIF.

Además, en esta modalidad de compra el consumidor tiene el derecho de desistimiento, del cual debe ser informado, y que le permitirá, sin tener que alegar motivo alguno, cancelar el contrato durante un plazo mínimo de siete días hábiles a contar desde el día de la recepción del producto.

Se excluyen de este derecho de desistimiento determinados contratos de prestación de servicios (billetes de transportes, reserva de hoteles, etc.) y de suministro de productos como, por ejemplo, vídeo o audio, prensa diaria o periódicas, bienes confeccionados conforme a las especificaciones del consumidor o claramente personalizados que, por su naturaleza, no se puedan devolver, o bien que se deterioren con rapidez.

Igualmente, la Dirección General de Consumo recomienda revisar mensualmente los estados de cuenta de las tarjetas que se utilizan para las compras por internet, para asegurarse de que no existan cobros indebidos. Además, es conveniente realizar las compras por internet siempre con la misma tarjeta, para así poder detectar fácilmente cualquier operación sospechosa.

All rights reserved AME Consultores - Legal Disclaimer and Privacy Policy

Login

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más información.